martes, 17 de noviembre de 2009

La Pequeña Memole

Argumento: un grupo de habitantes de Pequeño Planeta, llega a Pequeña Aldea, una isla en una laguna en la Tierra. La serie narra la amistad entre Memole (nieta del jefe de la aldea) y una muchacha de salud delicada llamada Mariel que siempre está sola por la ausencia de su padre.



ANALISIS DE “LA PEQUEÑA MEMOLE


Lo mejor:

La sensibilidad de Memole hacia Mariel y su salud. Sus lágrimas salvan la vida a Mariel dos veces: al principio y al finadle la serie.
La analogía entre Memole y Mariel: parecen hermanas, llevan el mismo bolso, el mismo camisón, se bañan juntas.
Memole decide ir a la ciudad para estar junto a Mariel porque sabe que Grace y sus amigas están en contra de ella.
La banda sonora. La música de Reckman es preciosa (hubiera triunfado entre los humanos y, sin embargo, en la aldea no era tan apreciada). También lo es la del señor Bernard que tanto gusta a Mariel.
Lo peor:

Las escenas groseras donde se mean en el pantalón, en la cama, les pegan en el culo o se bajan los pantalones.
Las escenas melodramáticas donde Mariel se esta muriendo, el hombre moribundo que vive con su nieta o cuando al abuelo le da un ataque.
Resulta patético que Mariel enuncie a Óscar para que esté con Grace porque ella había tenido desde pequeña esa ilusión (¿¿¿???).
El repentino cambio de carácter de Grace, pasa de un extremo a otro, de muy mala a muy buena.
Cuando Grace finge haber perdido la memoria para recuperara a Óscar es de telenovela barata.
Se justifican las desgracias como castigo por mal comportamiento.
Mal gusto: enamorar a un niño ciego de Memole y viceversa, cuando operan al niño, éste finge que sigue ciego para que Memole no se sienta mal a causa de su pequeña estatura.
Las estupideces que hacen “por tu bien” como decir que Reckman se ha muerto a causa de Jojo para que Memole no vaya a ver a Mariel, Óscar finge que va a sacarlos en el periódico para que Memole no vaya a la ciudad, el abuelo moja la cama de Memole para que ella piense que se hace pis en la cama y no vaya a pasar la noche con Mariel por vergüenza.


Los personajes:

Memole: la más sensible.
Popi: el más sentimental. Añora su planeta.
Lupang: el de las grandes ideas.
Pee: repite los finales de las frases.
Reckman: el viajero, casi un vagabundo, un filósofo.
Jefe de la aldea: el abuelo de Memole, el que toma las decisiones.
Bárbara: una segunda madre para Memole.
Trilone: el ladrón que busca algo muy importante para robar. Padre de Lupang y Pee. Dentro de 11 años robará el piano de Mariel.
Forten (Fortén): músico inconformista, rompe violines. Padre de Popi.
Measa: la hermana tejedora de Memole. Tiene el peinado más original (parece un árbol).
Columpus: el inventor que no suscita interés.
Garagón: supuesto portavoz del pueblo, pero tiene aspecto de bufón. Se casa con Mimosa.
Mimosa: muchacha bella con gusto pésimo: eligió al horroroso Garagón en lugar de Reckman.
***********************************************************************
Mariel: adolescente de salud débil que se siente sola (hasta que conoce a Memole).
Penélope: rígida, es estricta tanto con los demás como consigo misma (pretendió despedirse cuando pensó que estaba fallando a la hora de educar a Mariel), imprevisible (nadie esperaba su obsequio por Navidad a los miembros del servicio).
Óscar: adolescente de extrañas aficiones, está muy interesado en los seres de otros planetas, le gusta la pintura.
Grace: adolescente dominante y autoritaria, ejerce el control sobre las situaciones y personas. Tiene una melena excesivamente espesa. Toca el piano de forma excelente.
Cynthia: amiga de Mariel y gran amante del ballet.
Cecil: amiga de Grace y cómplice de sus tretas.
Yoryu: el jardinero de la casa de Mariel.
Martha: la doncella de la casa de Mariel. Es posible que esté relacionada familiarmente con Yoryu.
El director: representa a una buena persona, valora más el sentimiento que la técnica. Apoya a lso que saben superarse.
La profesora: al principio resultaba antipática pero valora a las personas trabajadoras, como demostró con Mariel.
El señor Bernard: personaje conocido de Óscar que aparece en dos momentos puntuales para animar a Mariel. Es el compositor de la pieza de piano que tanto le gusta a Mariel.
**************************************************************************
Jojo (Jojó): el gato de Mariel. Es un gato callejero al que recogió cuando su familia lo abandonó. Lleva un lacito ridículo. Aparece en varias escenas donde el director de la Academia de Arte trata de espantarlo. Al principio asustaba a Memole, luego es uno más.
Jack: perro de Óscar.
Bubú: búho al que Memole llama con un parasol. Suele transportar a Memole y a Popi.
Baobao: lechuza con poco sentido de la orientación. En un capítulo no pudo encontrar a la casa de Mariel, pero encontró a Mariel que se había escapado de casa. Suele transportar a Lupang y a Pee. Encuentran muchas cosas importantes gracias a que BaoBao no tiene sentido de la orientación.
Watapoco: nos e sabe lo que es, parece un ser peludo y elástico que se ensancha y se encoge. Tres watapocos son lo que necesita contara Memole para quedarse dormida.






Las mejores escenas:

Memole le dice a Mariel que tiene una caja mágica con la que puede oír la voz de su padre, realmente hay un imitador dentro. Mariel finge que se lo cree, aunque sabe que realmente no es su padre.
Mariel toca la pieza de piano que le gustaba a Memole para que ésta la encuentre. Esta pieza hace que el director de la Academia reconsidere la decisión de la profesora y Mariel pueda quedarse en la academia por lo bien que toca el piano.
Óscar pide al señor Bernard que vaya a ver a Mariel en el concierto de los padres, ya que el padre de Mariel no puede asistir. La pieza que toca Mariel es del señor Bernard. Posteriormente, el señor Bernard visita a Mariel a petición de Óscar y tocan juntos la pieza. Tal es la fama de esta pieza que el señor Fortén le llega a pedir a Popi que vaya con sus amigos a robar la partitura.
Escena chocante: Al piano de Mariel se le rompe una tecla y Memole piensa que va a pasar algo malo. Bubú se rompe una pata y no puede volar. Memole dice de que ya sabe cuál es la desgracia: no poder ir a ver a Mariel (y no lo que le ha ocurrido a Bubú). Memole y Mariel se quieren la una a la otra sobre todo lo demás.
Pequeña Aldea invita a Mariel y a Óscar a su fiesta de Navidad y les construyen un barco desde el que contemplan bajo la nieve las estrellas brillantes y un árbol de Navidad muy grande. Simula el “Cascanueces” de Tchaikovsky, que vuelve a parecer en más escenas.
Lo más:

Generoso: los adultos no tiran con fuerza en la prueba del lazo rojo para que los niños ganen y puedan ir a ver a Mariel.
Lo que causa más admiración: para los niños, Mariel causa admiración e intentan imitarla: Memole quiere llamar a los gatos con el gato de Mariel, al saber que Mariel caunta ovejas para dormir Memole decide contar Watapocos, Memole empieza un diario como Mariel, llevan las mismas cosas (Mariel le hace a Memole un camisón su talla, cubiertos de muñecas…), e incluso trae el famoso chicle a la aldea. El jefe percibe que su nieta está asimilando las costumbres de una raza distinta a la suya, lo que supone un peligro (al final el jefe decide que Memole se quede en la tierra).
Inútil: la historia del gato que les persigue.
Estético: Memole con el camisón y el gorrito de dormir.
Útil: los niños de pequeña aldea van a merendar a casa de Mariel porque ella no come (hasta que se dan cuenta de que Mariel tiene que comer).
Cínico: “Como los niños han perdido todas las propuestas y están muy decepcionados… vamos a hacer las tres en una: los que quieran decepcionar a los niños y que pierdan que se pongan a la derecha, los que no quieran decepcionarlos a la izquierda” (Reckman).
Divertido: el diario que escribe Memole (me levanto, desayuno, me voy a casa de Mariel, ceno y me acuesto)
Insinuante: los comentarios de Penélope sobre el tiempo que pasa Óscar rondando la casa de Mariel.
Mayor apaño: Popi y los demás le dan a Mariel un bolso (regalo de Memole) colocándolo entre los regalos que le manda su padre.
Espeso: la melena de Grace
Grosero: “He visto a una niña pequeña y gorda” (Óscar refiriéndose a Memole)
El robo del siglo: Trilone quiere robar el lazo rojo para que no salgan a delante las propuestas.
Injusto: decidir con el lazo rojo si el jefe debe afeitarse o no la barba, si Fortén no debe romper violines y si Trilone tiene que cometer su primer robo de unos platos rotos.
Vergonzoso: Óscar le pide a Mariel su bolso para dárselo a Grace, pues es la única forma de recuperar el sombrero picudo de Memole.
Feliz: Memole hace la vela de la felicidad para los pobres por Navidad.
Despectivo: Grace le pregunta varias veces a Mariel si aún juega con muñecas.
Inesperado: Penélope teje unas prendas para regalárselas a Yoryu (el jardinero) y a Marta (la doncella) por Navidad. Mariel le regala una bufanda a Penélope y le agradece el detalle que ha tenido con los criados.
Obsesivo: Grace llega a contratar a un detective para espiar a Óscar !!!!
Perplejo: Penélope preguntándose quién está con Mariel en la grabación, ¿hará ella las dos voces?
Costoso: Pee marcando el número de teléfono.
La solución más estúpida: ponerle pegamento a un árbol para que no se caiga (la idea es de Óscar). Memole hablando por Mariel (se notaba muchísimo).
Lo más aburridísimo: la cita entre Memole y Óscar (Memole la define como “aburridíííííííííííiísima”)´, pese a la expectación de todos en Pequeña Aldea, que estaban celebrando la primera cita de la nieta del jefe..
Mayor mentira: Memole le dice a Lupang que el padre de Mariel es un ladrón como el suyo, lo cual disgusta a Mariel.
Mentira mezclada con impotencia: Mariel engaña a Memole diciéndole que su padre le regaló un colgante muy especial con el color de sus ojos, pero luego admite que lo compró en una feria.
Paranoico: el jefe cree que las cosas salen mal porque algo malo le habrá ocurrido a Memole.
Emocionante: los mensajes de la radio: el de Reckman y la aldea, y la contestación de Mariel y Memole cantando juntas.
Ridículo: las llamadas de Popi, Lupang y Pee haciéndose pasar por Penélope y el padre de Mariel.
Sospechoso: Memole habla desde el teléfono con ayuda de Óscar y un compañero pasa y piensa que Óscar está hablando con voz de chica.
Repetido: el director ahuyentando a Jojó.
Mayor odisea: el envío de las uvas de Reckman.
Detallista: Óscar le pìde a Bernard que vaya a ver a Mariel en dos momentos en que Mariel está muy triste.
Incomprendido: el padre de Mariel, ¿qué ocurre y por qué no va a verla nunca?
Tierra trágame: Memole se ríe durante la función de teatro ante todos los espectadores. El jefe está a punto de ser descubierto por el detective en la primera vez que llama por teléfono.
Despreciable: Grace roba la marioneta de Mariel sin importarle que se va a cargar la obra entera.
Desconcertante: mientras Penélope está en la escuela de Arte, suena el teléfono y es… ¡Penélope!
Más desconcertante: La madre de Óscar preguntándose quién llama desde el teléfono de su casa.
Bonito: la aldea invita a Óscar y a Mariel a la fiesta de las estrellas de Navidad y les construyen una barca para que vayan. Está nevando y mientras se oye a Grace tocando El Cascanueces.
Desinteresado: la nana que Memole le canta a Cynthia para que se sienta mejor. Reckman le canta a Cynthia con la armónica cuando se rompe una pierna.
Triste: Reckman decepcionado porque Mimosa se casa con otro.
Significativo: la cara de Grace al ver que Óscar y Mariel han aprovechado el apagón de Trilone para escapar de la casa.
Atrevido: Óscar le insinúa a Penélope que Mariel le deja subir en una escalera hasta su dormitorio.
Innecesario: el cuadro que Grace le regala al director; ella no lo necesitaba para ganar, pues era la mejor.
Inverosímil: Óscar se inventa que Memole es una muñeca a la que dirige por medio de su voz. De esta forma justifica que Memole se haya tirado a Grace y a sus amigas y las arañara.
Tierra trágame: el hermano de Cynthia (que es un bebé) casi mata a Memole pensando que es una muñeca.
Intuitivo: Popi se percata de que Reckman siempre toca su canción con la armónica cuando el viento sopla de oeste a este, para que llegue a Mimosa.
Patético: el último capítulo: Mariel no quiere despedirse de Memole para que no se dé cuenta de lo mal que está, pues no quiere que Memole se quede por ella, que es lo que sucede al final.
El mejor comentario: Mariel le dice a Memole que lo importante no es que sea la mejor en tocar el piano, sino que siempre estén unidas.
La mejor frase: “En el diario , Mariel hablaba de su novio, que no eres tú, Óscar, ¡a saber quién será ese tal Memole!” (Grace).
Mejor contestación: “¿Por qué no has llamado a la puerta” (Óscar) “Es que llevaba cosas en la mano” (Grace) “Pero sí que has podido abrir la puerta con el manillar” (Óscar).
Amistad-odio: Trilone y Fortén, tan pronto no se pueden ni ver como son los mayores amigos (recuerdan a Tejure y Snorre de “Vickie, el vikingo”)
Mejor personaje: Reckman, con su filosofía personal. Es el único que comprende a los demás y puede responder a Memole. En la grabación de la radio, su canción sale entera, pero cuando el jefe de la aldea va a hablar, la cinta se detiene. Es muy significativo el hecho de que siendo casi un vagabundo es el único que puede salvara la vida del jefe.


Pequeña Aldea:

Realizan estúpidos entrenamientos por si los ataca un gato. Aunque les sirve para hacerse los muertos y fingir que son muñecos.
La cuerda del lazo rojo: cuando no se ponen de acuerdo en algo, lo resuelven tirando de una cuerda.
Los comités: no se resuelve nunca nada en ellos (y los niños tienen que hacer las cosas por su cuenta).
El tema de disertación: cada año proponen un tema (el tema que ahora toca es “¿Volveremos este año por fin a Pequeño Planeta”). La vidente se pasó tres días tirando hojas de un árbol y decidió que la respuesta era “no”, pero encontró otra hoja y la respuesta cambió a “sí”).
En las bodas, los novios se ofrecen amor eterno ante una pareja de niños llamados “cupidos”.
Las lágrimas de las niñas pequeñas pueden devolver la salud.
Son creyentes: creen en Dios y rezan. El jefe de la aldea le dice a Memole que si pide algo a Dios lo tiene que hacer con esperanza y no debe tener ideas supersticiosas ni pensamientos negativos.
Creen en la providencia de los acontecimientos: Mariel necesitaba a Memole y ella llegó allí para salvarla.
Son sus propios médicos y toman alimentos que alargan la vida, como las bayas que ellos cultivan.
Realizan dos celebraciones: una por Navidad (con unas estrellas y un árbol muy grande) y otra por Año Nuevo (dicen su mejor recuerdo y le dedican una sonrisa a alguien).
El jefe de la aldea no le deja a Columpus experimentar con un huevo porque dice que es un ser vivo.
Fisonomía de las casas: el tejado es igual al sombrero del propietario.
No se permite comer chicle porque con la comida no se juega ni se puede tirar.



Las relaciones de Memole con Popi y Óscar

Memole y Popi son medio novios. Cuando discuten, Reckman lo adivina porque ve que Memole no le deja a Popi subir con ella a Bubú. Memole le dice a Reckman “Dile a Popi que si viene a pedirme disculpas a lo mejor lo perdono”, al cabo de un rato le dice “¿Has visto a Popi?, ¿qué te ha dicho?”, Reckman le contesta “Lo mismo que tú, si le pides disculpas te perdonará”.
Memole le suele insinuar a Popi que le gusta Mariel “Tú querías que Mariel te lo agradeciera y que te diera un beso”. Posteriormente, cuando Lupang finge que no ha recuperado la memoria, Memole le menciona a Mariel y Lupang cae en la trampa.
Cuando Memole sse cita con Óscar se organiza un gran revuelo en la aldea, Popi le insinúa que “no es de buenas amigas” pues a Mariel le gusta Óscar. El jefe celebra la primera cita de su nieta….Pero resulta un desastre: Óscar está “en la higuera”, trae dos cuadros, uno para que pinte Memole y otro para pintar él. Memsole azcaba enseguida y a Óscar le gusta tanto que lo quiere copiara y que se quede callada mientras él trata de reproducirlo. Memole define esta cita como “aburridísima”. Cuando Óscar quiere repetir la cita, Memole le dice que no. Sin embargo, Óscar la quiere pintar en su cuadro como un hada.

La relación entre Óscar y Mariel

Mariel está enamorada de Óscar, en un capítulo llega a sufrir insomnio por su causa, en otro capítulo Memole lee en el diario de Mariel que a ella le gustaría saber si Óscar siente lo mismo que ella, motivo por el que Mariel no le dejaba a Memole leer su diario justificando que le daría vergüenza que leyera algunas cosas.
De Óscar no sabemos con certeza si está enamorado: vamos a ver situaciones a favor y en contra:
En contra de que esté enamorado: al principio se acerca a Mariel por curiosidad, pues ve que el bolso de Mariel y el gorrito son del mismo tejido. Cuando Óscar le pide la cita a Memole, ésta sugiere que Mariel les acompañe, pero Óscar añade que Penélope no la dejara y ni siquiera le pregunta. Más que una amistad, Óscar trata a Mariel como a una hermana a la que hay que cuidar, con un tono compasivo. Mariel le cuenta a Cynthia que Óscar la trata como si tuviera que cuidarla. cuando ve la pelota con la supuesta cita de Mariel sólo se preocupa por saber con qué se ha escrito el mensaje. También le preocupó más recuperara el gorro de Memole que quedar bien o mal con Mariel, a quien le pidió su bolso.
A favor de este enamoramiento: hay un momento en que Óscar coge una fotografía y dice que es la que más le gusta porque es la única en la que Mariel sale sonriendo Óscar le ha escrito cartas a Mariel y, se molesta cuando Grace le dice que Mariel tiene novio “ese tal Mémole”. A favor también tenemos el “sexto sentido” de Grace, que está muy celosa de esta amistad y llama a Mariel “quitanovios”, y la suspicacia de Penélope.
De Grace seguro que no está enamorado, pese a que se comprometió con ella de pequeño y a la obsesión que tiene Grace por él.
¿De quién está enamorado Óscar? Pues parece más bien “enamorado” de todas esas cosas de “su mundo” que tanto le atraen: los cantos de los pájaros, el telescopio, los seres de otros planetas… hay un momento en que saca fotos para hacer ver a Memole el peligro que podría correr, pero al final en lugar ade destruir las fotos, se las queda.
Definitivamente, Óscar no es un chico romántico. Puede ser este el motivo por el que no dejaron juntos a Mariel y Óscar.


Las obsesiones de Grace:

Grace está enamorada de Óscar desde niña, parece ser que de pequeños se prometieron que iban a casarse, pero Óscar comienza una amistad con Mariel que lleva a Grace a comportarse de forma excesiva.
Grace arranca una hoja del diario de Mariel donde habla de alguien llamado Mémole, Grace se la enseña a Óscar y le dice que Mémole es el novio de Mariel.
Investiga por el pueblo para saber quién es Memole.
Grace pide que introduzcan al perro de Óscar y su bicicleta dentro del coche donde ha llegado ella pese a que Óscar quería seguir paseando (en el paseo se había encontrado con Mariel).
Grace utiliza la pelota de tenis donde Memole había escrito para justificara ante Penélope que Mariel estaba persiguiendo a Óscar citándose con él en el bosque.
Grace entra en el dormitorio de Óscar cuando le da la gana y sin avisar (en su casa o en la escuela), en una de esas ocasiones le quita el sombrero picudo de Memole y le dice que le devolverá el sombrero pero a cambio quiere el bolso de Mariel. Cunado consigue el bolso, lo tira porque el perro lo ha chupado.
Grace le dice a su padre que no acepte el cuento de Mariel porque “es un plagio seguro”.
Grace les dice a sus amigas de la Academia de Arte que Mariel tiene la costumbre de “robar novios”.
Grace contesta una llamada telefónica dirigida a Mariel.
Grace no le da el recado de Cintia a Mariel.
Grace le da a Mariel un libreto equivocado de la obra de teatro, después le quita la muñeca de la representación teatral para que no pueda actuar.
Grace llama para comprar el piano que tenía Mariel reservado para que no se lo puedan llevar a la Costa Azul.
Grace contrata a un detective para que espíe a Óscar y Mariel.
Grace se presenta con Cecil en casa de Óscar por Navidad sin avisar (Óscar estaba solo en su casa).
Pide al coger que adelante al coche de Mariel para que no llegue antes que ella. Tiene un accidente y finge haber perdido la memoria.
Grace, al conocer a Memole, le dice que se ha comportado así porque siempre ha estado enamorada de Óscar. A partir de aquí, Grace cambia de conducta (el cambio más notorio desde Mister Scrooge que cambió en una noche y la mayor complicidad desde que Tekla se unió a la peña de la abeja Maya en la segunda parte de la serie).

Signos del cambio de Grace:

Se vuelve una cómplice más de Memole.
Toca en un concierto para encontrar a Reckman.
Contrata la camioneta para llevar a toda la “pequeña aldea” a los Alpes.
Toca el piano a petición de Mariel para que Memole no sufra por la enfermedad de Mariel.

Pregunta del millón:
¿Qué ocurre con el padre de Mariel?, ¿por qué no va nunca a verla? ¿Por qué Penélope no le deja llamarlo?
¿Por qué las cartas de su padre son clónicas y sin argumento?, ¿qué tenía de especial la carta que le envió con una paloma?
¿Están casados Martha y Yoryu?

6 comentarios:

  1. Yo la conocía pero con el nombre la magia de titila. Recuerdo esta serie con mucho cariño.
    Saludos
    Nancy

    ResponderEliminar
  2. Yo conocía esta serie pero con el nombre la magia de titila. Conservo muy lindos recuerdos de la misma, aunque nunca pude verla completa.
    Saludos
    Nancy

    ResponderEliminar
  3. "La magia de Titila" creo que es el nombre que le dieron en Méjico (y supongo que en todos los países de América de habla hispana). En España se tradujo como Memole.

    Una curiosidad es que al planeta de Memole le llaman "Pequeño Planeta", sin embargo en internet aparece con el nombre de Riruru.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. He he, lo que es la memoria de un niño. Tengo un conocido que me recuerda mucho a "reckman el viajero" aunque el nombre lo he encontrado en tu blog.

    Lo gracioso es que es un compañero de nuestro club de montaña, muy idiosincratico que va siempre con un mochilon lleno de todo...

    Curiosamente, la traduccion del japones sería mas directamente "mochila" - Rucksack en ingles, de donde parece que le han puesto el nombre en español.

    A partir de ahora voy a llamarle "ruckman" aunque se cabree :-)

    Gracias por el articulo, fué una serie que me marco por lo original y bien hecha que esta, con historias y personajes muy reales dentro de una fantasia desbordada.

    ResponderEliminar
  5. es muy linda historia ,real porque a mi me pasa que extraño a mi papa y tengo una amiga que en mi caso sin saberlo ella,me ayuda a no extrañarlo tanto,con sus visitas a casa y paseos.

    ResponderEliminar
  6. Gracias por comentar, Paola.
    Tienes razón, las personas a las que queremos nos hacen mucha compañía.
    Saludos.

    ResponderEliminar